Inicio | Contenidos | Institucional | Noticias

Prestador de salud público

Tecnología médica de última generación llega a Uruguay a través de ASSE

Un equipo para cirugía láser de córnea y un dispositivo capaz de sustituir de forma transitoria la función pulmonar y cardíaca en niños son las más flamantes adquisiciones de ASSE, informó su Presidenta, Susana Muñiz, quien explicó que eso fue posible gracias al apoyo financiero de organizaciones sociales. "Contamos con recursos impensables, incluso para el sector privado; es tecnología de punta", enfatizó.

Muñiz explicó en entrevista con la Secretaría de Comunicación Institucional, en un breve repaso de las últimas adquisiciones tecnológicas con destino a la práctica de la medicina, que dos instituciones de referencia nacional, como el Hospital de Ojos José Martí y el Centro Hospitalario Pereira Rossell, recibieron últimamente dispositivos de última generación.

Por un lado, el Hospital de Ojos dispone de un equipo quirúrgico láser denominado cross-linking, que permitirá resolver patologías como el queratocono, uno de cuyos riesgos es la perforación de la córnea.

Para su funcionamiento de ese dispositivo se utiliza riboflavina, una sustancia que permite el endurecimiento de la córnea, detalló la presidenta de ASSE (Administración de los Servicios de Salud del Estado).

La financiación de esta compra, cuyo costo superó los 20.000 dólares, fue posible gracias al aporte de la sindical Asociación de Empleados Bancarios del Uruguay (AEBU). Con ese equipamiento, ese hospital montado gracias al convenio con Cuba, suma una nueva prestación asistencial. Hasta el momento, el único tratamiento para esa patología era el trasplante.

Por otro lado, el Pereira Rossell recibió un equipo único en el país, denominado ECMO, siglas en inglés de Extracorporeal Membrane Oxygenation.

Se trata de un instrumento que facilitó exitosos resultados en el tratamiento de bebés y niños con falla respiratoria o cardiovascular desencadenadas por patologías cardiorrespiratorias, como el síndrome de aspiración de meconio, neumonía, sepsis, hipertensión pulmonar persistente, hernia diafragma´tica congénita y algunas cardiopatías congénitas.

Consiste en el drenaje de la sangre vía cánula hacia un circuito extracorpóreo, que incluye una membrana artificial donde se realiza un intercambio gaseoso antes de que retorne al paciente.

Este sistema puede sustituir de forma transitoria la función pulmonar, cardíaca o ambas, ya sea durante el período de mayor gravedad de la enfermedad o para intervenciones quirúrgicas. Es una técnica que ha disminuido la mortalidad en el mundo y mejora la tasa de sobrevida. Cerca de 80 % de los más de 50.000 pacientes tratados con ECMO son recién nacidos o niños.

Para adquirir este equipo, cuyo valor asciende a los 100.000 dólares, se recibió el apoyo de la Fundación Corazoncitos.

"Es el único equipo con el que se cuenta en el país, lo cual implicó capacitar al personal", dijo Muñiz, quien aseguró que el dispositivo contribuirá con la disminución de la mortalidad infantil por causas relacionadas a lo cardíaco, sobre todo.

"Eran recursos impensados para el sector público hace unos años e incluso para el sector privado. Es tecnología de punta ingresando desde el prestador público", agregó.

El monto total destinado a infraestructura y a la adquisición de nueva tecnología para ASSE se estima en 746 millones de pesos para este año.

 

Fuente: Secretaría de Comunicación Institucional - Presidencia de la República